martes, 5 de agosto de 2014

Tim, háblame de Las puertas de Anubis...

Desde que me enteré de que Tim Powers iba a asistir al Celsius 232 de Avilés este año, me aseguré de tener
una semana libre para aprovechar la ocasión. No era esta la primera vez que iba al Celsius y sabía que, si algo caracteriza a este evento es la cercanía con los autores, editores, lectores, blogueros... todos compartiendo un mismo espacio y cruzándose por la calle como vecinos durante cuatro días.
Ya el año pasado me sorprendía de cruzarme con Chrisopher Priest, Robert J. Sawyer... y este año los "vecinos" eran Tim Powers, Patrick Rothfuss, Brandon Sanderson, Joe Abercrombie, Dimitri Glukhovsky...
Y, desde luego, el resultado ha merecido la pena sobre todo porque estos autores nos han enseñado muchas más cosas en tan solo tres días de las que podríamos aprender leyendo durante días, nos han confirmado por dónde vamos bien y nos han dado un palo de corrección por donde deberíamos mejorar.
Me llevo especial recuerdo de las presentaciones y el encuentro con Tim Powers. Pero esta entrada irá centrada en una sola pregunta y una sola respuesta hecha a Powers, como escritor y como "padre" del steampunk.

Mi pregunta fue la siguiente:
Hablando de steampunk, se establece que nació en 1987 de una carta escrita por K.W. Jeter a Locus Magazine en referencia a nuevas novelas que tanto él como Powers y Baylock acababan de escribir. En base a esto, se han ido desarrollado a lo largo de los años varias definiciones y discusiones que dejan a The Anubis Gates fuera del steampunk. Y yo siempre dije que si algún día me cruzaba con Tim Powers le preguntaría a él directamente, así que me gustaría oír de su boca un o un no.

Y esta es la reveladora transcripción de la respuesta que Powers, contundentemente, nos dio:
«Jeter (...) lo dijo en 1987 incluyendo obras anteriores, es decir, que lo dijo con carácter retroactivo. No dijo “a partir de ahora las novelas de estas características se tendrán que denominar steampunk” sino que nos mencionó. Y me parece que está encantado con cómo se ha desarrollado el término. Lo único que lamenta es no haber podido registrar la palabra y hacerse con la propiedad intelectual (...) porque fue él quien lo inventó.
»Y dado que lo inventó y dijo que yo sí era steampunk, soy steampunk, y punto. Y si dijo que The Anubis Gates es steampunk, es steampunk, y ya está.
»Es verdad que conforme a una definición más estricta que se ha dado posteriormente The Anubis Gates no debería ser considerada steampunk porque es una obra de ambientación previctoriana, con elementos sobrenaturales y no científicos, y porque no hay pistones, émbolos, máquinas de vapor ni nada por el estilo. ¡Pero Jeter lo dijo! Dijo: “Lo que hacemos Powers, Baylock y yo es steampunk.” Así que ahí tienes la respuesta.
»Y además, si eso es steampunk, obras como The Warlord of the Air de Moorcock, de los años 70, o lo que hizo Harry Harrison con A Transatlantic Tunnel son obras que está claro que son steampunk. (…) Para mí The Anubis Gates es una obra steampunk. Si alguien se te acerca y te dice “tío, si quieres escribir steampunk tienes que leerte The Anubis Gates mi respuesta será: “Tiene razón. Hazle caso. Lo que ha dicho…”»

Tim Powers
Jueves, 31 de Julio, 2014
Traducido por Diego García Cruz. Adaptación

Según esta respuesta del propio Powers, queda claro que Jeter no se estaba refiriendo a las obras que se crearían desde ese momento, pues no podría saber siquiera hasta donde llegaría el steampunk, sino a obras ya escritas, incluyendo The Anubis Gates. Y, por supuesto, se sobreentiende que toda la creación hasta ese momento que cumpla con su clara definición, debe ser considerado steampunk.

2 comentarios:

Francisco Machuca dijo...

Estuve la semana pasada con Powers en Barcelona. Con mi pésimo inglés pude intercambiar alguna palabras, sobre todo sobre Philip K.Dick, que fue amigo íntimo de Powers. Creo que el género steampunk se encuentra en un círculo que unas cuantas obras pero creo que tiene mucho más. Hablamos de Philip José Farmer y de algunas novelas que hoy no están consideradas steampunk pero para mí lo son. Powers también lo cree. De este escritor lo que más me gusta son Las puertas de Anubis y En costas extrañas, las demás son un tanto pesadas y aburridas. Me gusta el stampunk pero ha derivado a obras bastante patéticas y de estética algo infantil.

Me ha gustado encontrar este espacio la mar de interesante.Con tu permiso te enlazo.

Un cordial saludo.

Yosu Rc! dijo...

Powers tenía una anécdota con relación a este libro y a Dick bastante curiosa. Según parece, Dick llegó un día a su casa y al ver el manuscrito en la máquina describir decidió rellenar la hoja imitando el estilo de Powers. Por supuesto, Powers descartó esa hoja :D

Sobre literatura steampunk, estoy totalmente de acuerdo contigo. Lo bueno que tiene la literatura en español es que estamos a tiempo de ver y corregir esos errores y romper la dinámica para tirar por otro camino. Al menos, en eso confío