Últimos libros leídos

Nudos de cereza
Tales of the Enchanted Islands of the Atlantic
El ojo en la cerradura
The House on the Borderland
The Fault in Our Stars
La tercera cara de la luna
En las orillas del Sar
Tu nombre después de la lluvia
Estrella roja
Cada siete olas
Hielo Puro
Contra el viento del norte
Sherlock Holmes: El hombre que no existía
Sherlock holmes: Nunca jamás
The Winds of Marble Arch and Other Stories
El osito Cochambre
Alucinadas
Pétalos de papel
Thuvia, Maid of Mars
La ciudadela y la montaña,


Mis libros favoritos »

De cómo transformé un disco duro externo en un artefacto del siglo XIX

12:58

Durante las últimas semanas, y casi sin quererlo, me he hido metiendo poco a poco en una corriente de la ciencia ficción a la que se suele llamar steampunk. Llamémosle retrofuturismo.

Resulta hasta cierto punto obvio que me gusta este tema ya que, desde siempre, me gustó mezclar de un modo u otro elementos futuros con cosas ya pasadas, olvidadas o en desesuso: campesinos cultivando sus tierras cerca de un espaciopuerto, los sistemas de gobierno ya olvidados aplicados a futuras galaxias -como hacía el Buen Doctor Asimov-, los golpes de espada entre rayos laser... incluso la idea de mandar a Asimo al año 2057.

Y, aunque a veces lo intentaba, me resultaba difícil que los temas que trataba en estas narraciones saliesen a la realidad más allá del pequeño surco que la tinta marca sobre el papel.

Pero con lo que se llama steampunk, esas narraciones ambientadas en el siglo XIX, en la era victoriana, en los ambientes de Dickens, Wells, Verne, Doyle o Jack the Ripper; eso ya es otro cantar...

Por eso presento este ejemplo: De cómo transformé un disco duro externo en un artefacto del siglo XIX.
Este es el proyecto al que nombre desde que sólo era un dibujo: Hard Drive Disguise (disfraz para disco duro).
Y, además de servir para lo que resulta evidente, resultó muy útil para probar la madera en varios experimentos que darán sus frutos en otro proyecto, otro en el que todavía estoy trabajando y espero presentar pronto.
El resto de las imágenes de este proyecto se pueden ver en mi carpeta Made of Steam, de Picasa.

Quizá también te interese....

2 comentarios